ESPECIAL RUMBO A PERUMIN

88 | Rumbo a PERUMIN Como la demanda de cobre va a aumentar, se necesitarán nuevos proyectos, particularmente a mediano y largo plazo. Aquí es donde está el desafío para Perú y otros países de la región, como Chile, que deben preguntarse cómo hacer para concretar el desarrollo de nuevas minas. En ambos países existen proyectos actualmente en construcción, sin embargo, si nos movemos hacía adelante cinco o diez años, existe mucha incertidumbre respecto de cuáles proyectos van a ser aprobados para construcción y dónde estos van a estar ubicados. El desafío está en encontrar cómo desarrollar estas minas, con el fin de poder suplir la auspiciosa demanda de cobre. En suma, los commodities van a seguir evolucionando de la mano con la recuperación económica global, los paquetes de estímulos fiscales y las políticas monetarias que adopten las principales economías. La especulación puede que pierda potencia o quizás se exacerbe en relación con temas medio ambientales y el COP 26. A ello se suma, que los vehículos eléctricos van a favorecer una gran demanda, que incluye, entre otros, al cobre, litio, cobalto y níquel. Sin embargo, este cambio superestructural no es suficiente para hablar de un superciclo, ya que la transformación no será gigantesca, como sí lo fue la modernización de China entre fines de los noventa y la década del 2010, que dio pie al ciclo anterior. Existen riesgos asociados, pues un tema a considerar es la demanda por los metales mencionados y otro, la sustitución por reciclaje y uso de chatarra. Por otra parte, se presentan importantes aspectos de seguridad respecto de cómo garantizar la cadena de suministros en el caso de los nuevos desarrollos tecnológicos. Reitero que la agenda ESG va a tener un impacto muy importante no solo en la demanda de ciertos commodities, sino también en cuanto a si estos se obtienen de modo sostenible, ya que el acceso a financiamiento y la licencia para operar están cada vez más ligados a que la actividad minera cuente con una huella medioambiental positiva. El efecto medioambiental y también la infraestructura que puede ofrecer un país van a ser claves para definir, proyecto a proyecto, cuáles de estos habrán de ser desarrollados.

RkJQdWJsaXNoZXIy MTM0Mzk2