ESPECIAL RUMBO A PERUMIN

Rumbo a PERUMIN | 41 Concluyo, relatando esta experiencia. En noviembre de 2016, desde la Defensoría del Pueblo se decidió realizar una supervisión al sistema de salud en todo el Perú. Lo que encontramos fue un sistema invertebrado, sin presupuesto ni personal, con equipos absolutamente antiguos. Puntualmente, en la emergencia del hospital Honorio Delgado de Arequipa encontramos instrumental que tenía 60 años de antigüedad. A partir de constataciones como esta, presenté al presidente de la República los presupuestos estimados para renovación: 20 Las enormes ventajas competitivas que tenemos en minería no serán suficientes, si no trabajamos con decisión en pos de una actividad minera comprometida con los derechos humanos”. millones para actualizar la sala de emergencia mencionada; cerca de 200 millones para renovar el instrumental de todas las salas de emergencias del país, y unos 2000 millones para empezar a actualizar el sistema de salud nacional, cifra que en ese momento no representaba siquiera el 1% del presupuesto nacional. Al año siguiente, volvimos a hacer la supervisión y nuevamente encontramos lo mismo, esto es, el mismo instrumental y la misma actitud de indiferencia. Por eso, repito, tenemos que asumir compromisos y saldar deudas con el pasado, pues solo así lograremos verdaderamente tener un futuro. Desde nuestra perspectiva, las enormes ventajas competitivas que tenemos en minería no serán suficientes, si no trabajamos con decisión en pos de una actividad minera comprometida con los derechos humanos, esto es, de un sector que trabaje por la igualdad y que respete el medio ambiente. Los animo, por tanto, a hacer un pacto por el desarrollo del país, a partir de un desarrollo minero verdaderamente comprometido con los derechos humanos.

RkJQdWJsaXNoZXIy MTM0Mzk2