ESPECIAL RUMBO A PERUMIN

Rumbo a PERUMIN | 169 Lo segundo es contar con un buen diseño de régimen tributario para el sector minero. Los beneficios de lo que se consolidó en el 2011 con el acuerdo minero no se han visto aún, pero se van a ver en este quinquenio por los buenos precios de los metales. Siempre habrá espacio para algunos ajustes, probablemente para captar una mayor renta cuando los precios sean extraordinariamente altos, pero no considero necesario crear nuevos impuestos, ni sustituir la regalía sobre utilidad operativa para retornar a una regalía sobre ventas. Lo que hay hoy día es bastante bueno. Como tercer punto, es necesario perfeccionar la acción de la administración tributaria para detectar la elusión, y para establecer sinergias con otras instituciones del sector público, como el Ministerio de Energía y Minas, por ejemplo. El cuarto pilar de esta propuesta tiene que ver con la mejora de la calidad en la ejecución del gasto y la distribución del canon. Ese es otro tema central.

RkJQdWJsaXNoZXIy MTM0Mzk2